Noticias
Opciones
29/10/2008

La Universidad: horizonte 2015

Autor: Ángel J. Gómez-Montoro
Rector
Universidad de Navarra

Fecha: 29 de octubre de 2008

Publicado en: El Mundo (Madrid)

Nos encontramos en un momento de importantes cambios para la Universidad española. El debate sobre su futuro trasciende los ambientes académicos y políticos, para llegar a la sociedad misma. Nunca había estado tan presente en la discusión pública, donde cada vez son más las voces que reclaman una Universidad capaz de liderar los procesos de innovación y desarrollo que permitan a España reaccionar ante el riesgo de pérdida de competitividad de nuestro sector industrial y empresarial.

La Universidad debe cumplir la función de liderazgo que nuestras sociedades necesitan. Debe estar en la vanguardia y debe ser un referente de formación en virtudes cívicas, frente a la crisis de valores y el creciente desinterés por la cosa pública.

La Universidad es fuente de energías culturales, económicas y sociales; por esa razón los países más adelantados tienen los mejores sistemas universitarios. De ahí la necesidad de un planteamiento a largo plazo sobre las universidades españolas. Hay que dar la bienvenida a la Estrategia Universidad 2015, una estrategia nacional por la excelencia, la competitividad y la internacionalización En palabras de la Ministra, esta iniciativa pretende situar a nuestras mejores universidades entre las mejores de Europa y garantizar que el sistema universitario español, en su conjunto, pueda seguir avanzado hacia la excelencia.

Tal y como se ha planteado, la Estrategia 2015 tiene un horizonte amplio y ambicioso. Atraer talento y atraer recursos son dos de sus objetivos principales. El primero, a través de una mejora de la proyección internacional, con una mayor movilidad de estudiantes y profesores. El segundo, a través de un sistema universitario mejor financiado, que consiga aumentar los recursos públicos y atraer financiación privada para obtener un mayor nivel de competencia de nuestras universidades en el entorno global.

Ambos objetivos requerirán, entre otras cosas, reformas legislativas, tal y como ha anunciado la ministra. España es un lugar atractivo para los alumnos internacionales y puede serlo también para los investigadores. Esa es la experiencia que tenemos en nuestras universidades. El porcentaje de alumnos de otros países que vienen a estudiar la licenciatura a la Universidad de Navarra ha aumentado en los últimos años hasta llegar al 6,5%, sin considerar los de Erasmus. Y por citar sólo un ejemplo en el ámbito de la investigación, el Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA), promovido por la Universidad, tiene entre sus 400 investigadores personas de 25 países. Es necesario, sin embargo, simplificar trámites para que quienes quieren venir a España no tengan que superar una verdadera carrera de obstáculos administrativos.

Por lo que se refiere a los recursos materiales, es necesario, desde luego, aumentar significativamente el porcentaje del PIB destinado a la educación superior, un objetivo que encuentra ahora el grave escollo de la crisis mundial; pero en esa visión a largo plazo se debería huir de recortes fáciles en unos ámbitos que son precisamente la garantía de un futuro mejor. Y es necesario aumentar la aportación privada y, para ello, hacen falta incentivos fiscales y de otro tipo que confiamos serán regulados en la anunciada nueva ley de mecenazgo, que deberá hacer más atractivo que empresas y particulares dediquen fondos a la investigación. Tenemos la responsabilidad de incrementar el valor social y económico del conocimiento que se genera en la Universidad y lograr un mayor compromiso de ésta con los retos sociales, culturales y medioambientales Y eso requiere renovar y, si se me permite la expresión, actualizar el compromiso de la Universidad con la sociedad y de la sociedad con la Universidad.

© Universidad de Navarra | Acerca de la web | Contacto