Noticias© Comunicación Institucional, 02/12/2005

Universidad de Navarra

Cambio generacional en España

Autor: Rafael Domingo
Director de la Cátedra Garrigues
Universidad de Navarra

Fecha: 2 de diciembre de 2005

Publicado en: La Gaceta de los Negocios (Madrid)

Los dos grandes acontecimientos de la historia de España del pasado siglo -la guerra civil de 1936 y la Constitución de 1978- han sellado dos generaciones de españoles, mayores de 75 años unos y entre 45 y 75 años, otros. Treinta años, más o menos, han transcurrido entre ellas, el tiempo que, según Álvaro d'Ors, corresponde a cada generación. En efecto, se es madre o padre en torno a los treinta años, abuelo con sesenta y bisabuelo con noventa. Figura central de la generación de la guerra fue Franco; de la generación de la transición, don Juan Carlos.

En nuestros días, al conmemorar los treinta años de la muerte de Franco y de la proclamación del rey Juan Carlos, se percibe ya la presencia social e institucional de una nueva generación que se abre paso en España y que está llamada a llevar las riendas del país durante este apasionante comienzo del tercer milenio. Generación ésta cuyos miembros no votaron la Constitución del 78 bien por ser entonces menores de edad, bien por no haber siquiera nacido. Falta todavía, eso sí, un acontecimiento histórico de calado que marque su existencia y una figura señera que la simbolice. Ya llegarán. Tiempo al tiempo. Lo cierto es que la traída y llevada "transición", aunque admirada por el espíritu conciliador que la animó, no dice tanto a esta nueva generación, que apuesta por un proyecto vital muy distinto al de sus antecesoras.

La generación de la guerra fue combativa. La de la transición, por contraste, más pacífica y amante del necesario consenso que nos trajo la democracia. Las dos, y este punto las une, construyeron una España hacia dentro, con fuerza centrípeta, a diferencia de esta nueva, que proyecta España hacia fuera, centrífugamente.

Aquí es donde encuentro yo una de las primeras aportaciones de esta nueva generación, que va tomando carta de naturaleza y con la que me siento plenamente identificado. En efecto, esta generación emergente reclama una España menos política y más social, menos estatal y más popular, menos dirigida y más espontánea, menos ideológica y más culta, menos nacional y más global, menos burocrática y más eficaz. Pienso que ha llegado el momento de hablar menos de la guerra civil y de la transición y más de nuestro futuro.

© 2005 Universidad de Navarra | Campus Universitario. 31080 Pamplona. Navarra (España). Tfno: +34 948 42 56 00 | Enviar e-mail de consulta Noticias

 

NoticiasDirectorioCuerpo