Portada » Programas

La proyección de los cortos de los alumnos de cuarto de Audiovisual pondrá fin al Día del Patrón

Este miércoles a las siete y media de la tarde tendrá lugar en el aula 6 de fcom el primer visionado público de los proyectos fin de carrera, paso previo a los Kino

Virginia López, 6 febrero 2012
Comentarios desactivados en La proyección de los cortos de los alumnos de cuarto de Audiovisual pondrá fin al Día del Patrón

El 10 de febrero el hall de fcom se llenará de focos, cámaras, gente vestida de gala y estatuillas. ¿Es que se ha cambiado la localización de los Oscar? No, pero casi. Es la entrega de los premios Kino, que reconocen el esfuerzo y trabajo de los alumnos de 4º de Comunicación Audiovisual en su último gran proyecto: un cortometraje. Pero antes de que eso suceda, los cortos pasarán por una prueba de fuego: su primera proyección ante el público, que tendrá lugar el Día del Patrón.

Este año es la XVII edición de los premios y viene cargada de novedades. Participan solo cuatro cortos, cuando en los anteriores años solían ser más de 6. Debido a la escasez de proyectos se ha tenido que eliminar las nominaciones. Además, será el último año de los premios Kino tal y como se conocen. Esto no significa, como se ha rumoreado, que vayan a desaparecer, sino que para adaptarse a Bolonia sufrirán algunos cambios.

Álvaro Hernández (a la izquierda) junto con sus compañeros prepando una escena de 'La visita de Medrano'. Fotos: cedidas.

La proyección de los cortos el Día del Patrón es un acontecimiento que pone nervioso al más tranquilo. Álvaro Hernández, uno de los alumnos que se licencian este año y director del corto ‘La visita de Medrano’ todavía está pensando si entrar a ver su proyecto o esperar fuera del aula para escuchar los comentarios a la salida. “Entraré, me votaré y saldré”, comenta el madrileño entre risas. “Es muy incómodo estar viendo a tanta gente juzgando tu trabajo en directo y durante el proceso, prefiero hablar con ellos después”, afirma.

‘La visita de Medrano’ cuenta la historia de un sicario que en la España de los años cincuenta ofrece su ayuda a Luciano, un hombre rígido que está en apuros. Todo esto enriquecido con la estética del cine negro. La idea se le ocurrió al mismo Álvaro, a raíz de una historia que le contó un amigo en el colegio: “Decía que recibió la visita de un tipo que llamó a su puerta y le dijo: ‘Mira, si tienes algún problema puedes llamarme’. Le dejó una tarjeta y en ella ponía ‘Medrano, la justicia por mi mano’”. La anécdota entusiasmó al resto del grupo y decidieron apostar por ella para el cortometraje.

Con algo más de misterio guarda la historia de su corto Eric Mas, director de ‘Cuando el azul se vuelve amarillo’. “Es una historia de intriga de una señora mayor que tendrá que sacarse las castañas del fuego. No se puede contar mucho porque es un poco sorpresa”, cuenta. Eric espera la proyección de los cortos y los premios Kino con mucha ilusión, al igual que todos sus compañeros. Sin embargo, no ve fácil llevarse una estatuilla. Su grupo está muy contento con el resultado del trabajo, aunque reconoce que la competencia es fuerte.

El rodaje de este corto presentó alguna que otra complicación, incluso el propio director se cayó por unas escaleras grabando una escena. Afortunadamente, todo quedó en una gran carcajada. Para este estudiante de comunicación llevarse el Premio del público’ sería muy satisfactorio aunque, según comenta, lo importante es que han aprendido mucho.

De la misma opinión es María Ruiz, directora de ‘Código Pin’, una historia en la que los viejos aparatos tecnológicos se vengan de los nuevos y del mal trato que reciben. Para esta navarra el ‘Premio del público’ sería el que más ilusión le haría, pero, como Eric, también ve difícil llevarse algún Kino.

Los alumnos que han trabajado en 'Código Pin', en plena acción.

Parece que este año el género de la comedia no tendrá mucha presencia en los Kino. Al igual que el resto de sus compañeros, María ha optado por hacer una historia de suspense, porque hacer una comedia es más complicado. “Si haces reír es muy difícil hacer reír bien, al final en vez de risa puedes acabar dando pena”, apunta. La experiencia del corto ha sido para ella reveladora y afirma de forma contundente que quiere dedicarse a la dirección, a pesar de que su corto tampoco estuvo falto de imprevistos. “A una chica le rompieron la ventanilla del coche y a otra le robaron el bolso”, recuerda.

Isabel Logroño, directora de ‘Nine Ball’, también se acuerda del momento en el que se les estropeó la máquina de humo con la que trabajaban para crear ambiente en el bar donde rodaron. “Tuvimos que buscar incienso, eso provocó que casi nos ahogáramos, no se podía respirar, los actores llorando… Fue como si hubiera un botafumeiro en medio del bar”, comenta riéndose.

El profesor Pardo da las últimas indicaciones antes de comenzar el rodaje de la escena.

‘Nine Ball’ cuenta la historia del típico ladrón que engaña al ladrón. Además, apuesta por los giros del relato y el misterio. Para Isabel, dirigir a un grupo tan grande de personas ha sido difícil pero gratificante y le gustaría llevarse algún premio. Tampoco duda, como el resto de sus compañeros directores, en agradecer sinceramente el trabajo de su productora, que, según ella, les ha facilitado bastante el trabajo.

Los cuatro directores reconocen los puntos fuertes de sus trabajos. Para Álvaro son la fotografía y la interpretación de los actores; para Isabel, la historia. Eric apuesta por la intriga y María por la fotografía y los exteriores. En cualquier caso, este miércoles será el público el que decida cuál es el mejor de los cuatro. Sin duda, estará complicado.

Los Kino: unos cortos con proyección

isabel garcía, 6 febrero 2012

Los premios Kino fueron creados en 1996 por el Departamento de Cultura y Comunicación Audiovisual (DCCA) de la Universidad de Navarra y de la mano del profesor Alejandro Pardo.  El doctor en Comunicación explica que las razones principales para la creación de este premio fueron “reconocer y premiar los logros objetivos de los alumnos, establecer un acto en el que pasárselo  bien y estrechar lazos entre alumnos y profesores y poner en marcha algo que con el tiempo adquiriría solera y sería otro valor añadido para la facultad”. Contando 2012, han competido ya 145 cortometrajes y han participado más de 1.300 alumnos.

Este año se celebra la XVII edición de los premios, y el motivo fundamental del galardón sigue siendo el mismo: premiar el trabajo de los jóvenes de Cuarto de Comunicación Audiovisual. Se valora el esfuerzo,  el empeño y la creatividad puesta por los alumnos en su proyecto. Por ello, suponen una motivación más para los alumnos a la hora de elaborar el cortometraje: “Recuerdan el corto con mucho cariño, sobre todo aquellos que obtuvieron un premio o estuvieron a punto. Esto se transmite a promociones que han ido llegando después convirtiéndose en uno de los objetivos principales nada más comenzar la carrera”, comenta Alejandro Pardo.

En su primera edición en 1996, los premios Kino todavía no eran muy conocidos fuera de las paredes de fcom pero, como explica el profesor Pardo, con el paso del tiempo se ha encontrado con personas que no han estudiado aquí y ya les había llegado la onda de los premios. “De alguna manera, creo que nos hemos posicionado entre premios a nivel universitario importantes”.

Año tras año, tanto la proyección de los cortos como la entrega de los premios se han ido consolidando. Pero, como sostiene el profesor, se trata de un premio peculiar: “Casi todos los certámenes que existen son abiertos. Se presenta el que quiere cumpliendo unos requisitos. Los Kino siempre han sido unos premios nuestros para nosotros porque ese es el sentido con el que nacieron”.

Con la adaptación de las carreras de fcom al Plan Bolonia, muchos alumnos de cursos inferiores temen que este reconocimiento vaya a desaparecer. Ante estos rumores, Alejandro Pardo explica que variará el concepto de los premios pero no desaparecerán. Simplemente hay que adaptarse a la nueva situación.

El premio

El nombre con el que se ha bautizado a estos galardones es perfecto por diversas razones: es una denominación corta y por lo tanto fácil de recordar, como pueden ser otros premios de cine (los Óscar, los Goya, los Félix…), es una palabra con un toque joven, y en idiomas como el alemán o el ruso su significado es ‘cine’.

Además hay que destacar que el premio es diseñado y elaborado por el artista navarro Carlos Ciriza, estellés de importancia en el terreno de las artes en general y de la escultura en particular, que ha recibido varios premios a lo largo de su trayectoria. Desde la segunda edición es él quien elabora todos los años las doce estatuillas artesanalmente y una por una. Una estatuilla de formas geométricas en la que se puede observar la palabra ‘Kino’ esculpida en bulto redondo apuntando al cielo, y de la que se desprende una estela de celuloide.

Muchos de los alumnos galardonados en ediciones anteriores se han convertido en los últimos años en figuras relevantes del mundo del cine y la televisión, como Luis Piedrahita o Carlos Vila entre otros. Por esta razón, algunos años se entrega el Kino Honorífico, que a diferencia de otros galardones, no premia toda la trayectoria de un artista de lo audiovisual, sino a aquellos que están empezando y también se merecen un reconocimiento. Algunos ejemplos son:

1999 Iñaki Elizalde, guionista y director, cuya obra Lorca (1998) estuvo nominado al Goya al Mejor Cortometraje.

2003 José Sánchez Varela, productor de El último tren (2002), Goya a la Mejor Película de Habla Hispana.

2006 Beatriz Iso, coguionista de Sueño de una noche de San Juan (2005), Goya a la Mejor Película de Animación.

2007 Gustavo Ron, guionista y director de Mía Sarah (2006), Cristal Award en el Heartland Film Festival de Indianápolis.

2008 Luis Piedrahita y Rodrigo Sopeña, coguionistas y codirectores de La habitación de Fermat (2007), Premio del Público al Mejor Largometraje en la XVII Semana Internacional de Cine Fantástico de Málaga.

2009 Maitena Muruzábal, coguionista, codirectora y coproductora de Nevando voy (2008), Premio del Público en el Festival de Cine de Valladolid, Mejor Película en el Festival de Cine Underground de Miami.

Etiquetas: , , ,

Comments are closed.