Portada » Actividades

“La infografía no es solo para los infografistas profesionales, también es para los periodistas”

El profesional Alberto Cairo participa activamente en la XX edición del Congreso Mundial de Infografía Malofiej, que se está celebrando estos días en la Facultad

Virginia López, 23 marzo 2012
Comentarios desactivados en “La infografía no es solo para los infografistas profesionales, también es para los periodistas”

El profesional Alberto Cairo, que participa activamente en la XX edición del Congreso Mundial de Infografía Malofiej que se está celebrando estos días en fcom, es actualmente profesor de infografía en la escuela de Periodismo de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill. Ha trabajado en redacciones como elmundo.es o el New York Times, pero prefiere dedicarse a la enseñanza porque considera que el proceso de aprendizaje de alguien que empieza desde cero es “muy bonito”.

Alberto Cairo, en un momento de su ponencia en fcom

Alberto Cairo, en un momento de su ponencia en fcom. Foto: Virginia López.

— ¿Qué suponen para usted los Malofiej?
— Son el encuentro más importante de infografía del mundo y para mí personalmente suponen mi carrera entera. La primera vez que vine fue en 2002, llevaba dos o tres años en elmundo.es, aún me estaba formando y desarrollando. Aquí he conocido a mis mejores amigos dentro de la profesión.

— ¿Cómo valora esta vigésima edición?
— Es la mejor que yo he visto hasta ahora. La cantidad de gente que ha venido, la calidad de los ponentes y los jueces de este año es muy buena. Es un nivel que yo no había visto desde hacía mucho tiempo. El esfuerzo ha valido la pena.

— ¿Cree que la infografía debería tener más peso del que tiene en la actualidad?
— Debería tener más peso por una cuestión de supervivencia.. Una de las cosas que yo he estado haciendo desde hace dos años o tres es organizar cursos de infografía para no diseñadores. Enseño a hacer infografía a periodistas tradicionales de texto y, claro, le pierden el miedo. Se enfrentan a ello lo ven y dicen: “Joe, si esto es fácil”. Una vez que se aprenden los conceptos básicos, las ideas, se estudian a los teóricos y uno aprende el 10% de las herramientas de cada programa, te lanzas a hacer gráficos y es importante hacerlo porque cuando uno escribe una noticia, un reportaje, muchas veces necesita esos elementos visuales y no hay mejor persona para crear esos elementos gráficos que tú mismo.

— O sea, que en la profesión se ve como un mundo un poco apartado, ¿no?
— Se ve como un mundo muy separado: el diseñador aquí, el periodista allá.  A mí me gustan culturas mucho más orgánicas, tal vez porque vengo del mundo.es o el New York Times que eran culturas muy orgánicas: todo el mundo se relacionaba con todo el mundo. Esta comunicación entre personas de trasfondos muy diferentes y de educaciones muy distintas hacía que emergiesen cosas mucho mejores, en vez de trabajar cada uno en su mesa sin hablarse.

— Usted ha trabajado como profesor y como infografista, ¿con cuál de las dos labores se queda?
— Yo me quedo con la tarea de profesor. No porque no me guste hacer gráficos, de hecho, yo continúo haciendo gráficos todos los días. Cada vez que veo una noticia en prensa que tiene datos y no tiene un gráfico y me interesa el asunto me voy corriendo a las bases de datos, cojo la información y me pongo a hacer el gráfico yo solo para entender qué es lo que la historia quiere decir. Lo que pasa es que eso lo hago muchas veces para ilustrar puntos dentro de clase. A mí lo que me gusta realmente es educar a una nueva generación de periodistas visuales no solo en las teorías, sino además explicar cómo se hacen las cosas. Es un proceso muy bonito porque ves que todo el mundo empieza desde cero y tres meses después están haciendo gráficos de un nivel más o menos profesional.

— Entonces, ¿considera que la infografía no se enseña adecuadamente?
— En España, por lo menos que yo sepa, no. La excepción puede ser la Universidad de Navarra, tal vez. Pero en el resto de facultades de España, por lo menos las que yo conozco, enseñan “de aquella manera”, como decimos en Galicia. En facultades de periodismo donde se aprende realmente es en Estados Unidos y se cuentan con los dedos de una o dos manos.

— ¿Qué le falta a España para llegar a ese nivel?
— Falta una orientación más práctica. El problema de la enseñanza española, y esto no es solo en infografía sino en periodismo en general, es que una enorme parte de los profesores que dan clase en una facultad no han sido profesionales. El periodismo es un tipo de tarea en la que no se puede desligar la teoría de la práctica. Esto es todo una generalización: hay excepciones maravillosas, por supuesto.Pero es una visión general que yo creo que sigue funcionando, que las clases son excesivamente teóricas.

– ¿Qué necesita alguien que quiera dedicarse a la infografía?
— Tiene que aprender un poco de diseño gráfico, estadística, reglas de la comunicación visual, pero sobre todo ser periodista. Es decir, saber organizar, leer, sintetizar y jerarquizar. Es lo más importante.

Relacionadas

Etiquetas: , , ,

Comments are closed.